viernes, 19 julio 2024
23.7 C
Monterrey

Nobel de Medicina 2023 premia estudios que hicieron posibles las vacunas ARNm anticovid

Últimas Noticias

Moscú.- El Premio Nobel de Medicina 2023 fue adjudicado a la bioquímica húngara Katalin Karikó y a su homólogo estadounidense Drew Weissman, por los estudios que allanaron el camino a las vacunas de ARN mensajero (ARNm) contra el covid-19, anunció este lunes el Instituto Karolinska de Estocolmo.

“La Asamblea Nobel del Instituto Karolinska ha decidido hoy adjudicar el Premio Nobel de Fisiología o Medicina 2023, conjuntamente, a Katalin Karikó y Drew Weissman, por sus descubrimientos sobre modificaciones de bases de nucleósidos que permitieron el desarrollo de vacunas de ARNm eficaces contra la COVID-19”, declaró el secretario general de la Asamblea Nobel y el Comité Nobel, Thomas Perlmann, durante una ceremonia transmitida en directo a través del sitio web de la institución. 

En su comunicado de prensa, la Asamblea Nobel señala que los descubrimientos de ambos científicos fueron “fundamentales para desarrollar vacunas de ARNm eficaces contra el covid-19 durante la pandemia que comenzó a principios de 2020”.

“A través de sus descubrimientos innovadores, que han cambiado fundamentalmente nuestra comprensión de cómo interactúa el ARNm con nuestro sistema inmunológico, los galardonados contribuyeron a una tasa sin precedentes del desarrollo de vacunas durante una de las mayores amenazas a la salud humana en los tiempos modernos”, añade la nota.

Centrándose en la interacción de diferentes tipos del ARN con el sistema inmunológico, Karikó y Weissman se percataron de que las células dendríticas reconocen el ARNm transcrito in vitro como una sustancia extraña, lo que conduce a su activación y a la liberación de moléculas de señalización inflamatorias.

Las bases del ARN de células de mamíferos son a menudo modificadas químicamente, a diferencia de lo que sucede con el ARN transcrito in vitro. Conscientes de ello, Karikó y Weissman se preguntaron si una reacción inflamatoria no deseada se explica por la ausencia de base alteradas en el ARN transcrito in vitro. Para investigarlo, produjeron diferentes variantes de ARNm para las células dendríticas, cada una con alteraciones químicas únicas en sus bases. Los resultados fueron sorprendentes: la respuesta inflamatoria casi desapareció cuando se incluyeron modificaciones de bases en el ARNm.

Para la Asamblea Nobel, “fue un cambio de paradigma en nuestra comprensión de cómo las células reconocen y responden a diferentes formas de ARNm”. Karikó y Weissman comprendieron inmediatamente que su descubrimiento tenía una profunda importancia para el uso del ARNm como terapia. Estos resultados fundamentales se publicaron en 2005, quince años antes de que comenzara la pandemia del covid-19.

El de hoy es el 114 Premio Nobel en Fisiología o Medicina adjudicado desde 1901.

Está dotado con 11 millones de coronas suecas, aproximadamente un millón de dólares al cambio actual.

En 2022, el premio recayó en el biólogo sueco Svante Paabo, por sus estudios sobre la evolución humana.

De 1901 a 2022, un total de 225 investigadores, entre ellos 12 mujeres, ganaron los Premios Nobel de Fisiología o Medicina. De los 113 premios adjudicados en este período, 40 recayeron en un nominado; 34 en dos; y 39 en tres.

El más joven de los ganadores, con solo 32 años en 1923, fue el canadiense Frederick Banting, por el descubrimiento de la insulina.

El de más edad fue el estadounidense Peyton Rous, que recibió el premio en 1966, a los 87 años, por haber desvelado el papel de los virus en el desarrollo de algunos tumores.

Fuente:https://sputniknews.lat

Foto: Tomada de https://twitter.com/kkariko

eitmedia.mx